sábado, julio 08, 2017

indulto a la vista

Si los fujimoristas esperan el indulto a su líder, bien se justifican sus esperanzas, porque la marcha contra el posible indulto a Fujimori, realizada hace algunas horas, fue un tremendo fracaso. Y ya van dos marchas que mueren al momento de llevar a la práctica su promocionado entusiasmo. Recordemos la marcha contra la corrupción de meses atrás, que se anunciaba de contundente y que terminó a la hora de su recorrido.
Algo pasa, la revolución e indignación que vemos en las redes sociales se estrella a causa del desgano, en la poca asistencia que ni siquiera llenó la octava parte del punto de concentración, la Plaza San Martín. Fui con la idea de encontrarme con varias decenas de miles de personas, pero a duras penas los millares no pasaban de los dedos de una mano, y pienso que estoy siendo considerado al respecto.
Quizá sea hora de dejar los ánimos de lado, el alboroto revolucionario y comenzar a convocar gente más capacitada para la organización de esta clase de manifestaciones, a menos que el grueso de la población antifujimorista no vea con malos ojos la libertad del patriarca naranja y solo se indigne si este tiene posibilidades de llevar a uno de sus hijos a la presidencia. Ambos escenarios favorecen los propósitos naranjas y refuerzan la actitud del Presidente de la República, que en un juego de conceptos que solo pueden entender y aceptar anormales, pretende disfrazar el indulto con un perdón médico. 
Por más explicación que se busque, cuesta entender la pusilanimidad de los llamados indignados, muchos de ellos con comprensibles ambiciones políticas pero que hacen acto de ausencia cuando se requiere su presencia. Una marcha como esta tenía que ser un éxito, una suerte de fuerte llamado de atención a la debilidad de carácter de PPK, o, en todo caso, una muestra de apoyo popular para que no cometa lo que piensa hacer.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal